VIVEZA CRIOLLA


Ushuaia - En el Juzgado Electoral de la Provincia de Tierra del Fuego, se procedió a la apertura del expediente 1318/2018, sobre reconocimiento como partido político provincial de “Unidad Ciudadana”, con el acompañamiento de acta de fundación, declaración de principios y bases de acción política.

El frente electoral que lidera la ex presidente Cristina Fernández de Kirchner a nivel nacional y por la cual llegó a una banca como Senadora Nacional, este frente en las elecciones nacionales que le permitieron acceder a su banca fue conformado por las siguientes fuerzas políticas: Kolina (que encabeza el diputado nacional Carlos Castagneto), Nuevo Encuentro (de Martín Sabatella), Partido de la Victoria (de Aldo San Pedro), Compromiso Federal (del Gobernador de San Luis, Alberto Rodriguez Sáa) y el Frente Grande (del intendente Mario Secco). 


La mesa promotora se constituyó el pasado 5 de julio, en Ushuaia, y está constituida por Mónica Valeria Aciar, Verónica Carolina Pacheco, Eva Cristina Mansilla Leiva, Cecilia Ivonne Peña, Daiana Geraldine Silva Lorenzo, Sebastián Iriarte y Gastón Eduardo Salazar.

Esta es la última idea del sector de La Cámpora que pretende de esta manera, asegurarse el uso de la denominación Unidad Ciudadana en la Provincia, intentando así saltear la Ley Nacional Nro. 23893 referida a los Partidos Políticos, donde se regulan este tipo de instituciones de la vida democrática. 


Lo que se pretende es emular lo que sucedió con el Partido Unidad Ciudadana en la Provincia de Buenos Aires, simplemente que en Tierra del Fuego se daría invertido. 

La Ley Provincial del Régimen de los Partidos Políticos Nro. 470 es clara en sus artículos 20 y 21, en donde se establece "El nombre deberá ser adoptado en el acto de la constitución del partido, agrupación, federación o alianza, sin perjuicio de su ulterior cambio o modificación. No deberá contener designaciones personales ni derivados de ellas, ni provocar confusiones en materia ideológica, debiéndose distinguir razonablemente del nombre de otro partido, asociación o entidad de cualquier naturaleza ya reconocida".

En definitiva, esta no es más que otra burda maniobra de algunos dirigentes que pretenden adueñarse de los nombres y antecedentes de algunas denominaciones políticas instaladas, estos políticos son los mismos que reclaman participación y veracidad ideológica, cuando en los hechos solo pretenden mediante sus acciones confundir al electorado.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.